Aviso sobre el Uso de cookies: Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia del lector y ofrecer contenidos de interés. Si continúa navegando entendemos que usted acepta nuestra política de cookies. Ver nuestra Política de Privacidad y Cookies
Texto: José Óscar Plaza
Jueves, 15 de diciembre de 2011
La reafirmación del portátil ligero, potente y atractivo

Apple MacBook Air 11”

Guardar en Mis Noticias. Enviar por email

Cuando, en 2010, el recientemente fallecido, y por muchos añorado, Steve Jobs presentó lo que su empresa, Apple, entendía por un ordenador realmente portátil, no fueron pocas las voces críticas que surgieron a raíz de su lanzamiento. Un año después, el MacBook Air se ha renovado a la par que muchas marcas rivales lanzan modelos que puedan competir con él.

[Img #2241]

Con la sustitución de los ordenadores de sobremesa por portátiles cada vez más grandes y más potentes, el segmento de los portátiles de toda la vida había perdido su razón de ser hasta que Apple apostó por sendos modelos de 11 y 13 pulgadas el pasado año que apenas superaban el kilogramo de peso y que contaban con una autonomía brutal.



Prestaciones y autonomía
Y esa apuesta desembocó en un nuevo nicho de mercado, ya que se trata de un ordenador que no es ni un portátil de sobremesa, ni un netbook; muchos le llaman ultrabooks a estos dispositivos con un gran compromiso entre prestaciones, portabilidad y autonomía.
El hecho es que el camino (re)iniciado por Apple con la línea MacBook Air en 2010 se ha afianzado con la irrupción de otras marcas como Asus, Acer o Sony en el segmento, y las dos primeras se han marcado el objetivo de competir en el segmento de los mil euros sobre plataforma Windows.

Sistema operativo Mac OS X Lion

[Img #2242]

La respuesta de Apple este 2011 ha sido una actualización de la línea Air con procesadores de última generación, tecnología de entrada/salida Thunderbolt de alta velocidad, un teclado retroiluminado y Mac OS X Lion, lo que en la práctica, según nuestras pruebas, nos ofreció un rendimiento aún más interesante que el de la pasada generación, si tenemos en cuenta que aquella nos ofrecía buenos datos en tratamiento de imágenes y hasta de vídeo gracias a la apuesta por el almacenamiento en disco sólido SSD. 

Mención aparte merece la apuesta por la tecnología Thunderbolt, que abrirá (no lo ha hecho aún) un mundo de posibilidades en cuanto a conectividad, ya que ofrece grandes ratios de transferencia y se adapta a conexiones anteriores como FireWire y Gigabit Ethernet.

El artículo completo, en nuestra edición en papel.
Videopopular • Términos de usoPolítica de PrivacidadMapa del sitio
© 2018 • Todos los derechos reservados
Powered by FolioePress